sábado, mayo 16, 2009

Ecuación, tradición y decisión…

Leo una entrada en el blog de pequeña extraterrestre que dice “En la ecuación de la vida ¿el destino es constante o variable?” escojo lo segundo y respondo que la vida “No es cuestión de tradición, si no de decisión”.

 

Es buen planteamiento pensar si estamos predestinados a ciertas cosas, si existe la suerte o el destino, o si independientemente de nuestra historia personal los seres humanos dejamos de ser predecibles para disponer siempre de la capacidad de elegir.

 

Supongamos el ejemplo de Albert Einstein, recordemos que gran parte de su vida fue dedicada a desarrollar una teoría que diera una explicación convincente a la “realidad de la materia”, sin embargo el buen Einstein nunca cayó en la cuenta de que la dedicación a la teoría hizo que perdiera de vista la esencia su propia vida más allá de lo material (todos sabemos que la vida personal de el científico fue un verdadero desastre).

 

Bien…actualmente sabemos que revolución de la física cuántica nos dice que la realidad no es tan predecible como parecía, que sólo podemos aproximarnos a la realidad y que es cuestionable establecer relaciones causales para explicarla. En otras palabras…un caos de cosas relacionadas entre sí, que de cambiar una, cambian todas y que no se sabe con certeza que dirección tomarán.

 

Captura de tiempo: Quedo entusiasmado por el rumbo que va tomando el proyecto salgamos.tv en donde participa mi amigo Gerardo (me recuerda también al difunto radiophilia y al recien nacido –al menos en nuestra mente- “psyntheracción”).


Medito también sobre la banalidad de la fiesta de cumpleaños que tiene uno de mis amigos más añejos al rato: convivir con mucha gente cuyos intereses y conversación están demasiado alejados a mi, representar un rol, integrarme, simpatizar, soportar que se hable de cosas que no son comunes a todos los asistentes, encarar a un ex-amigo, tomar cerveza y compartir vulgaridades.


Me preocupan todos los pendientes, trabajos finales, estudio independiente, proyectos personales sin concretar, el regreso al tae kwon, mi proyecto de tesis, un empleo…una relación estable –ja já-.


Para mi el destino es variable y definitivamente la vida es una cuestión de decisión.

2 comentarios:

andrUk dijo...

mmm, pues sí
yo también concuerdo contigo
en que la vida se basa en decisión

leeré más postsss tuyos
a ver q tal
salu2!

diego dijo...

La persona decide si quiere ver las cosas de la manera triste u de otra manera.

Que estes muy bien, te dejo una sonrisa

Ahi nos vemos.